lunes, 19 de diciembre de 2011

Olivia te cuida, y lo hace muy bien

Con este curioso nombre, "Olivia te cuida", se presenta uno de los restaurantes (abramos la mente y ampliemos el concepto) con más encanto donde he estado, el cual reune una serie de cosas que lo hacen de lo más inspirador.
Si existiese una definición de coqueto eso sería el "te cuida", con una propietaria simpática, atenta y de lo más servicial, Esther madre de 2 hijos, me explicó que siempre quiso tener una hija con el nombre de "Olivia", y aqui está, su tercer retoño hecho de cemento y ladrillo y con un alma educada por su madre y su tia Marian.


Entrada con un curioso banco

Nada más llegar al lugar me quedé un poco sorprendido, miré a mi alrededor y pensé que había algo más, que esas escaleras llegarían a algún sitio...no, eso es el Olivia te cuida, ese lugar donde prácticamente compartes mesa con desconocidos hambrientos de nuevos proyectos y de uno de los platos que alli se sirven.

Foto tomada por mi amiga Raquel

Yo, persona cuadriculada de ciencias, "carente" de imaginación, soy muy reacio a este tipo de restaurantes que se salen de lo normal (aqui en España), curiosamente una sonrisa permanente en mi cara se mantuvo toda la comida, había algo que me transmitía ese sitio, algo inspirador, ¡a mi!, ¡algo inspirador a mi!, que chocante.


Foto robada de su web para que veais el interior

Sentados a la mesa sobre unas banquetas de cartón donde metes tus pertenecias (vease dicho objeto en foto superior), prácticamente con las bebidas recién pedidas nos sorprendieron con un sabroso aperitivo.


Aperitivo

Un aperitivo a base de verduras, verduras como pimiento rojo, berenjena, acompañadas de un pan integral, que hacian este plato de lo más sano.


Mi amiga Raquel, arquitecto y con mucha imaginación, se pidió un plato donde puedes combinar distintos alimentos y el resultado como veis, de lo más sugerente:
- Berenjena asada con granada, queso scamorza, hojas de albahaca y piñones (estaba bien)
- Arroz integral ecológico con espinacas y gomasio (buenísimo)
- Raviolis de calabaza con albahaca (buen relleno)

Todos estos "platos" te los puedes pedir por separado, pero en la opción de combinar, puedes elegir hasta 3 platos "vegetales, granos y principal" y como resultado final este manjar por 9.50€.



En mi caso me lancé a la piscina y me pedí carrillera, un poco temeroso porque no suele ser un plato que lo hagan bien en los restaurantes...¡piiii! error, eso por hablar antes de saber, estaba muy buena. No es la mejor que he probado, pero estaba muy muy buena, jugosísima. En mi caso, mi maravilloso plato (quien tuviese tiempo y una cubertería-vajilla-cristalería tan bonita) estaba compuesto por:
- Calabaza asada al hinojo y semillas de cilantro acompañada de salsa de berenjena (el cilantro le mata mucho el sabor)
- Cuscús ecológico a la menta con garbanzos, tomates confitados, tomate cherry, pasas y albahaca (muy suelto y bien acompañado)
- Carrillera de ternera asada con gremolata de naranja, limón y piñones (jugosísima)

Si os habeis quedado con hambre, aún faltan los postres.



La chica con mucha imaginación se pidió una tartaleta de frutos rojos con muy buena pinta, me dijo que muy buenas las grosellas.



El chico carente de imaginación pero muy "salao" se pidió una mousse de chocolate con frambuesa de la cual no dejé ni el plato, ¡la capa de chocolate superior!, llego a estar en mi casa y ya he metido el dedo un par de veces.

Resumiendo un poco, y ya con el estómago lleno, Esther estuvo de lo más atenta y fue muy paciente ante una persona tan preguntona como soy yo. El precio está muy bien, en torno a 15€ por persona, sube con los postres porque como ya he dicho, por 9.50€ puedes salir más que comido. Y respecto al ambiente, voy a usar una expresión que como dice mi madre, usais mucho los jóvenes de hoy en día, y es que "mola un montón", realmente mola mucho.

Atentos al horario porque abren de 9 a 18 horas, esto me gusta porque aqui se ve que se preocupan por lo que tanto he peleado, y es el desayuno.

Situado en C/Santa Teresa 8, Madrid

8 comentarios:

  1. Tiene muy buena pinta,tomaré nota para cuando de una de mis vueltas por Madrid.

    Saludines

    ResponderEliminar
  2. Un lugar con mucho encanto! Nos sentimos como en casa,la comida riquisima y un concepto muy inovador. Aparte de esto la compañia hace que el lugar sea aún mas especial,me encanta que descubramos lugares y soñemos despiertos! Y no creo k tu seas cuadriculado,todo lo contrario!
    Un besazo.
    La chica!

    ResponderEliminar
  3. Cuando vaya a Madrid, pienso ir!!

    ResponderEliminar
  4. Guille y Andres! os conoceis??
    Cuando me hablaste de este sitio no me llamó mucho.. pero visto en comiendoseentiende la gente me apetece!! ya te diré cuando lo pruebe. Celia.

    ResponderEliminar
  5. No, no nos conocemos, que yo sepa, pero me sorprende tu pregunta...

    ResponderEliminar
  6. Sitio original donde los haya, aunque sólo posible en un sitio como Madrid, donde hay gente para todo...en cualquier provincia si te sirven la comida en unos platos cascados y viejísimos, te levantas y te vas, si te sientas en unas sillas destartaladas en un local como éste, te levantas y te vas, si pides una ensalada de rúcula, cecina e higos, y la cecina consta de una miniloncha de aprox. 10 grs., te levantas y te vas, y no voy a seguir, aunque para hacer honor a la verdad, estaba todo bien preparado.
    Ay qué poco saben de comer bien en algunos ambientes supuestamente chics !!

    ResponderEliminar