viernes, 3 de octubre de 2014

Jugoterapia, más allá del zumo

Está claro que lo que apetece en verano es una buena bebida fría, de hecho todavía en estos últimos coletazos de calor, sigue apeteciendo una terraza, con una bebida fresquita antes de comer. Puede ser un refresco, un buen vaso de agua o la multitud de zumos que te puedes sacar de la manga.
Tenemos que ser conscientes que podemos perder hasta un 2% de nuestro peso corporal sólamente en líquidos a lo largo del día, y esos líquidos, que en la mayoría los perdemos por el sudor, hay que reponerlos, por eso es bueno hidratarse y beber, beber mucho líquido.




No hace falta caer en la rutina del agua, existe una gran variedad de zumos, de licuados o bebidas que puedes preparar y mezclar con semillas como el sésamo (ricas en ácidos grasos) y así obtener una amplia gama de sabores. Los expertos recomendamos (¡ya me considero hasta experto!) las verduras crudas para mantener sus propiedades, entre las que destaca la vitamina C por excelencia. Hacerse un zumo de naranja, coger una cuchara y comerse toda la pulpa. Como diría tu madre, ¡ahí están todas las vitaminas!, así que ya sabes, ¡sácale el jugo a la vida!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada