viernes, 13 de enero de 2017

Dingo, porque América no es sólo hamburguesas

Tenemos chica nueva en la oficina. O lo que es lo mismo, nuevo local. Dingo se presenta en Madrid como restaurante americano que huye de las hamburguesas y alimentos yankees tan grasientos pero a la vez tan deseados por otros. Yo sintiéndolo mucho, los americanos no me conquistan con un perrito y un batido de vainilla, no, pero con esto que presentan en Dingo, igual me lo pienso.

Situado en pleno Barrio Salamanca, no tiene ninguna pretensión arquitectónica al más puro estilo Trump de dorados y brilli brilli. Butacas de piel y mesas redondas de madera que bien nos recuerdan a un bistro francés.








Lo más característico (y fotografiable como no), son estas patas de cangrejo de Alaska que las ponen tal cual las toman en América. Me recuerda mucho a los restaurantes del Upper West Side de NYC donde los neoyorkinos más pijos se toman las ostras sobre una cama de hielo en una bandeja metálica, o sin ir más lejos, al famoso Balthazar (incluso en cierto modo a la decoración). Vamos, igualito que en Galicia.
En salmón con verduras perfectamente cocinado y como no, su famosísima carne de vaca. Filetón entre pecho y espalda con patatas (bravo porque no las pelan) y una ensalada juliana al más puro estilo americano.

Un lugar apetecible para disfrutar de la gastronomía americana sin probar una sola gota de ketchup.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada